Boltaña

 

Asentada junto al río Ara, único río virgen pirenaico, la villa posee uno de los cascos históricos más extensos del Pirineo, que alberga una arquitectura tradicional muy bien conservada; auténticas joyas arquitectónicas que descubriremos paseando por sus calles estrechas y empedradas: casas solariegas, la Colegiata de San Pedro, construida en el siglo XIV sobre una pequeña iglesia románica y que guarda en su interior la sillería del Coro del Monasterio de San Vitorián, considerado por algunos expertos como el más antiguo de España; los restos del castillo del siglo XI y su recinto amurallado, sus cercanas ermitas, antiguas eras de trillar, hoy coquetas plazuelas; además de rincones mágicos de enorme belleza que nos permitirán disfrutar del paseo invitándonos a viajar por el pasado

 

 



Categoría:


recomendado


 

OTROS PUNTOS DE INTERÉS

(c) InfoPirineo - Ainsa - 1997-2021