La cinta del director Jo Sol, grabada en castellano y aragonés, recupera la tradición pirenaica del ‘acabador’, cuya labor era ayudar a los moribundos en su tránsito
El rodaje ha supuesto una pequeña revolución en Boltaña y su comarca, un territorio que con 3,5 habitantes/km² se encuentra entre los menos poblados de Aragón
Este supone el primer largometraje de La Bendita Produce, compañía creada en Huesca por dos jóvenes aragoneses